CARTA Nº 1. CONCURSO "ANDRES ELOY BLANCO"

RETRATO EN FRAGMENTOS
(Una carta de encuentro y despedida)


AUTOR: ALEJO URDANETA


Querida Niña:

Disculpa el tono impaciente y minucioso de esta carta que te escribo a la hora de las nostalgias, cuando nos dejamos llevar por la ausencia, eso que llamamos recuerdos y queremos remendar con palabras y con imágenes. Quería escribirte desde hace días, después de haberte visto por segunda vez y cuando me vino aqulla imagen de niña en el alborozo de tu casa al pie de la montaña. Ahora lo hago como si fuese un cuento, sin orden ni razonamientos, porque deseo comunicarte la emoción del nuevo encuentro que despertó en nosotros (creo que fuimos ambos) un sentimiento extraño, de timidez y arrojo al mismo tiempo: mi mano que aprieta la tuya, y la respuesta que me das sin hablar a mi gesto incomprensible.

Recuerdo la primera visita a tu casa. Estabas en la puerta para recibirme, quizás sin saber por qué lo hacías. Tú eras entonces anfitriona en tanto bullicio que viene del interior de la casa, en contraste con el rumor apagado de la calle poblada de árboles y pájaros. Llevabas contigo el silencio y los ojos curiosos que todo lo buscaban en el remolino de tus meditaciones. Perseguías el secreto de la vida.

Estabas en la edad del florecimiento. Definías formas y emociones, y la belleza que rodeaba tu alma y tu cuerpo era el medio que yo tenía para recibir el impacto del espíritu a la temprana edad juvenil: tu belleza era la única forma de lo espiritual que podía recibir con los sentidos, sin que perdiera el dominio de la voluntad. Éramos cercanos porque nos unían gustos comunes, pero nos distanciaba la edad. Iniciaba yo la primera juventud.

Entendía en aquella época que si lo divino no se nos presentase mediante la impresión estética de lo bello, nuestra fuerza amorosa se disolvería y sólo tendríamos la nada. Ahora te lo digo en esta carta, cuando estás lejos y no puedes mirarme a los ojos.
Ya no eres la adolescente callada, y tampoco juegas. Tus ojos no hablan de juegos. Y he venido a visitarte por segunda vez en tu hogar.

No ha cambiado tu casa. En todos los rincones suenan relojes, cada hora y cada día, algunas veces a deshoras. La mañana está abierta en tu ventana, con cielo de plata azul, desde donde ves la montaña de oro desangrado. Se escucha todavía la alharaca de los pájaros encerrados en jaulas del jardín. Te hallé, como siempre, ensimismada en un recuerdo que no precisas, evocación de algo que vendrá. Se me ocurre que percibes un castillo de escarcha en los adornos del salón, y los ruidos tenues de la mañana pueden ser el batir del viento en un desierto de tormentas.

Te dije muchas veces que me parecías colmada de soledades, ecos de voces que saltan de los retratos enfilados en las paredes del salón.

El saludo fue breve y no encontraba la manera de abordar el tema de mi visita. Para entrar en la conversación recordé aquel episodio que nos pasó en una oficina pública, de esas que atraen la desazón y nos deprimen por su vacío. Bajabas de prisa unas escaleras de laberinto que bordean espacios de vidrio, decoración de moscas en las paredes, mapas desleídos, papeles inútiles, todo tan diferente del ambiente de tu casa. Oficinas de burócrata más parecido a un muñeco inerte que a un hombre. “Aquí te han traído -¡Mea Culpa!- dije como duende cuando estás allí llena de hastío. ¡No sigas instrucciones, haz tu libertad¡” Eso quería decirte en este momento del el nuevo encuentro.

Lejos quedó la escabrosa oficina de burócrata adonde te habían llevado, cuando decías que te dejara hacer con libertad: “Aquí estaré, sin daño, déjame pasar”. Después abandonamos aquel lugar oscuro y frío.

Y ahora estamos cerca de nuevo, con el tiempo a cuestas, y sonríes ante mi relato pretencioso que busca romper tu silencio.

Parece ahora que cantaras desde el fondo de tu nuevo mundo irisado en cristalería de nieve. Con tu voz se funden los glaciares. En tu rostro sólo se ven los ojos, curiosa luz en la penumbra, y tengo la copia de un poema que te escribí de niña:

SE ENCIENDE LA LUZ EN DENSA SOMBRA
Y SE HACE SILENCIO DE BRASAS EXTINGUIDAS
MIENTRAS ENCANDILA EL FULGOR
DEL ÁMBAR NEGRO DE TUS OJOS.

Te dije la primera vez que tu nombre guarda símbolos. Antes sabía que eran dos nombres y dos símbolos. Me decía yo mismo en silencio que había algo encantador en tu primer nombre, encanto de la niebla que oculta y desnuda: “Charme”, en el decir de Francia. No tienes nombre de tanto tenerlo; tu identidad está en el canto de las aves en libertad que apenas escuchamos, porque huyen como la música. El encanto está en tu mediodía llameante, tu risa abierta como las palmas. “Charme”, dicen en Francia.

No es el único símbolo en tu nombre. Los mitos griegos están también y se nos revelan los amores prohibidos, la belleza como única expresión del alma, el deseo y la virtud. Palabras sabias. Y tú tienes también este nombre: Sabiduría, en el ónice oscuro de los ojos, en el silencio que encierra toda la luz en un pozo, allí en cuya profundidad palpitan a pleno día las estrellas. Di la palabra Sabiduría y sabrás todo.

Estabas hace mucho tiempo a la puerta de la casa que mira a la montaña. Eras tímida en un bosque de sonidos y no cediste tu silencio.

Y decidí visitarte como un duende sin nombre, porque con los tuyos como símbolos basta. Sabio encanto hacen tus dos nombres, labrados en la corteza de un árbol en el bosque sonoro donde las sombras seducen.

Estás ahora frente a mí después de mucho tiempo. Eres la misma y eres otra, más fértil, siempre enigmática. Y debes hacer tu legado: el espejo guardado en tu armario, las flores del labrantío donde laboran las abejas. Y también legarás tus dudas, la venturosa caída a la pasión que suscitas, el resplandor de los ojos en la oscura noche inabordable.
Llegaste a la plena feminidad. En nuestro segundo hallazgo te vi los ojos de carbón que cintilan como luces en un lago. Tienes el trofeo que enaltece a toda mujer: la sagrada sensualidad, la turbación ante el asedio a tu alma. Despojaste de rubor la expresión de tu rostro, abrazaste todas las ofrendas, y ahora ya no estás a la puerta de una casa ni vigilas el curso del agua que cae de la montaña. De ahora en adelante despertarás con la fuerza de la pasión, y las imágenes que te asedien danzarán en el retablo de El Bosco. Eliges. Eres dueña y todos te rinden honores.

Al despedirme y en el regreso a casa, venía ya pensando en la carta que te escribiría para celebrar el encuentro. No pude hacerla con el tono que dejaste en mi ánimo, de confusión y ansiedad. El gran silencioso, el gran transparente abandonó sus brumas para imaginarte otra vez. La palabra de mi carta sería una evocación de algo que nunca sucedió.

Te dejo estos sueños que deseo lleves a tu noche.

Tuyo,

Ezequiel

Vistas: 104

Responde a esto

Respuestas a esta discusión

1.-Morfología y sintaxis (Redacción y ortografía) Buenas ambas. 5 puntos.
2.- Retórica (lenguaje, figuras literarias) lenguaje correcto y novedoso, con figuras literarias abundantes: 5 puntos.
3.- Contenido (Desarrollo de las ideas): Hace un desarrollo alternativo entre pasado y presente, manteniendo la conexión de las ideas: 5 puntos.
4.- Enfoque del tema: (Sentido, intención, mensaje): Busca mostrar el encuentro de un amor de antaño que no se olvidó y ocasiona un nuevo encuentro tampoco cristalizado. 5 puntos.
MORFOSINTAXIS: 5 Excelente redacción y ortografía
RETÓRICA: 5 Abundancia de figuras literarias y muy buen uso del lenguaje
CONTENIDO: 5 Carta de amor imposible, platónico?
ENFOQUE DEL TEMA: 5 Idílico y triste, muy profundo
Total: 20 pts
MORFOSINTAXIS: 5
RETÓRICA: 5
CONTENIDO: 4
ENFOQUE DEL TEMA: 4

TOTAL: 18
1.-Morfología y sintaxis: 5
2.- Retórica: 4.
3.- Contenido: 5
4.- Enfoque del tema: 4

Total: 18
VOTACIÓN CERRADA

RSS

RED DE INTELECTUALES, DEDICADOS A LA LITERATURA Y EL ARTE. DESDE VENEZUELA, FUENTE DE INTELECTUALES, ARTISTAS Y POETAS, PARA EL MUNDO

Fotos

  • Agregar fotos
  • Ver todos

TRADUCTOR

EnglishFrenchGermanSpain
ItalianDutchRussianPortuguese
JapaneseKoreanArabicChinese Simplified

Gracias por estar aquí, compartiendo en nuestro bello portal literario.


Insignia

Cargando…

BLOG Y FOROS DE LA DIRECTORA, SORGALIM

 

POEMAS

1

¡ERES UN ENCANTO!!

2

¿ADÓNDE FUE MI LUCERO?

3

A PAPÁ: NUMEN DE MI HISTORIA

4

A PAPÁ: NUMEN DE MI HISTORIA

5

A PROPÓSITO DEL DÍA DE LA MUJER...

6

ADORNARÉ MI ÁRBOL

7

ALBA POSTRERA

8

CABALGAS POR MI PIEL

9

CALZADAS. SONETOS EN VERSOS ALEJANDRINOS

10

CASCARILLAS CON PULPAS

11

CHANZA 2. DEL POEMARIO: GUASACACA Y CARCAJEO

12

COLORES DEL CAMINO ESPERANZADO

13

COMPLETA, PERO ABSURDA

14

DE CLARAS GOTAS CASCADA

15

EL BESO Y LA FALSÍA

16

EL DOLOR DE MÓNICA

17

EL HOMBRE SE REDIME

18

EL REGOCIJO DE LA PASIÓN CROMÁTICA

19

ENTRE LA BRUMA DE TUS SUEÑOS

20

ESA MÚSICA SUENA A CARICIA

21

FÁBULA DEL ZORRO Y EL LUCERO

22

FLOR DE TUNA

23

GUIRNALDAS

24

INFAUSTO PROYECTIL

25

LA ASIMETRÍA DEL ÁNGULO

26

LA CLAVE DE SOL POR LA PAZ

27

LA REDENCIÓN

28

LAS GOTAS

29

LLUÉVEME

30

ME DIJO SER JUAN TENORIO Y RESULTÓ MARICELA

31

MI VARÓN ES AGRACIADO

32

MIS METÁFORAS

33

NAPOLEÓN Y JOSEFINA

34

NECESITO

35

NERUDA, NO ESTÁS MUERTO

36

ORGASMO DEL AÑO NUEVO

37

PADRE, HOY EN TU DÍA, NECESITÉ APOYARME EN TU HOMBRO DE PAN DULCE

38

PADRE, HOY EN TU DÍA, NECESITÉ APOYARME EN TU HOMBRO DE PAN DULCE

39

PARA TODOS, MI PALABRA

40

POBRE ARTISTA

41

POEMA BEIGE - EJERCICIO DE ALITERACIÓN

42

QUIEN SE AFERRA

43

SE ACABAN MIS ENTREMESES

44

SE ACABARON MIS GANAS, SE ACABARON

45

SERENATA

46

SIENDO ALICIA LA ETERNA ENAMORADA

47

SOBRE EL OCÉANO QUE LA VIDA ESCONDE

48

SUEÑO QUE HALAGA

49

TE ANDO BUSCANDO

50

TU HORIZONTE Y MI ORQUÍDEA

51

UNA MUJER COMPLETA

52

UNO Y OTRO

53

VALLEJO SIGUE GRITANDO

 

PROSA

 

CUENTOS

1

GREGORIANUS

2

LA MAGIA DE BALTASAR

3

SOY PARTÍCULA QUE SUEÑA

 

ENSAYOS

1

MI FÓRMULA ECLÉCTICA DEL CONOCIMIENTO

 

PRÓLOGOS

1

CARMEN SÁNCHEZ CINTAS (SENDA), UN CAMINO VIVIENTE... 

2

MARCO GONZÁLEZ, EL POETA DE LA ADJETIVACIÓN ABUNDANTE Y APASIONADA 

 

NOTAS

1

¿TE PARECE QUE PEPE TIENE LA RAZÓN? ¿HAY QUE APOYARLO?

2

ACERCA DE LOS DONATIVOS MONETARIOS CON ESTE PORTAL

3

AL BORDE DEL ABISMO: ENTREVISTA REALIZADA A MARIO VARGAS LLOSA

4

COMISIÓN EVALUADORA DE TEXTOS Y OTRAS PARTICIPACIONES UHE - SVAI

5

COMUNICADO PÚBLICO

6

DESAHÓGATE: ¿QUÉ ES LO MÁS DECEPCIONANTE QUE TE HA CAUSADO UN AMIGO?

7

EXPO/INDIVIDUAL CULTURAL, EN HOMENAJE AL ARTISTA JUAN HERNÁNDEZ CHILIBERTI

8

FELIZ NAVIDAD - LOS AMAMOS

9

FOTOS - 3ª JORNADA DE PAZ Y 1er CONGRESO INTERNACIONAL DE LA UNIÒN HISPANOMUNDIAL DE ESCRITORES

10

HOMENAJE A MIGUEL DE CERVANTES SAAVEDRA

11

LA TRÁGICA EXPERIENCIA DE UN TURISTA URUGUAYO EN LA VENEZUELA “CHÉVERE”

12

LA VENEZOLANA GLADYS REVILLA PÉREZ CELEBRA SUS 50 AÑOS COMO ESCRITORA Y BAUTIZA SU LIBRO "CAMINO DE BOTALÓN"

13

LO MÁS RELEVANTE DE ESTA SEMANA (TOP) [Y DE CADA SEMANA]

14

LO QUE MÁS AÑORO EN ESTA ÉPOCA

15

LUIS PASTORI DICE ADIÓS A SU RESIDENCIA EN LA TIERRA

16

MENSAJE AL FINAL DE UN AÑO Y AL COMIENZO DE OTRO

17

MUCHO CUIDADO Y PRUDENCIA CUANDO QUERAMOS EJECUTAR NUESTRO "DERECHO A LA LIBERTAD DE EXPRESIÓN"

18

NUESTRAS PETICIONES PARA NAVIDAD  Y AÑO NUEVO

19

PRETENDEN CHANTAJEAR A LA ADMINISTRADORA DE ESTE PORTAL

20

SEGÚN LA RAE, LA CONSTITUCIÓN VENEZOLANA RECARGA EL LENGUAJE HACIÉNDOLO IMPRACTICABLE Y RIDÍCULO

21

SÍ, LLORO POR TI ARGENTINA Y POR TI VENEZUELA

PRIMER ENCUENTRO DE ESCRITORES EN EL ARCHIPIÉLAGO

22

UHE ACUERDA REESTRUCTURACIÓN Y CONCURSO DE CREDENCIALES

23

VARGAS LLOSA: GRACIAS A LA OPOSICIÓN, VENEZUELA NO SE HA CONVERTIDO EN UNA SEGUNDA CUBA

 

FORO DE LA DIRECTORA

1

Tema 1. Teoría del Significado SEMIOLOGÍA Y GRAMATOLOGÍA. De Jacques Derrida

2

Tema 2. Teoría del Significado SEMIÓTICA Y COMUNICACIÓN

3

Tema 3. Teoría del Significado FILOSOFÍA DEL LENGUAJE. De Javier Borge

4

Tema 4. Teoría del Significado EL DESARROLLO DE LOS CONCEPTOS CIENTÍFICOS EN LA INFANCIA

5

Tema 5. Teoría del Significado PSICOLOGÍA DEL LENGUAJE

6

7

Tema 6. Teoría del Significado - EL SIGNIFICADO PREVIO A LOS SIGNOS.

REGLAMENTO INTERNO DEL PORTAL SVAI

Google Analytics.
Emoji